Evitar el embargo

      No hay comentarios en Evitar el embargo
Evitar el embargo

En principio, para evitar el embargo se recomienda realizar una solicitud de aplazamiento y fraccionamiento de pago de deudas; esto se realiza ante el respectivo órgano administrativo,de acuerdo con el artículo 16.4 de la Ley 39/2015.

Hoy en día es muy común contraer deudas con la administración del Estado español; al no poder responder a las multas, sanciones,impuestos y más. Un retraso o simple descuido en las finanzas puede implicar la ejecución forzosa a nivel administrativo; haciendo referencia a los posibles bienesconfiscados.

¿Cómo evitar el embargo?

La confiscación se puede evitar al solicitar el aplazamiento y fraccionamiento de pago de las deudas; como se señaló previamente.Para ello se deben considerar varias cuestiones:

  • El plazo para presentar la solicitud; este debe estar dentro del periodo voluntario de ingreso; o estar dentro del periodo ejecutivo antes del embargo. La respuesta por parte de la administración de da en un máximo de 6 meses
  • El fraccionamiento le da una prórroga al devenir del interés de demora. Es decir, el pago por fracciones antes del embargo tiene un límite.
  • La aprobación del fraccionamiento implica una garantía, sea un aval solidario o un certificado de seguro de caución. No obstante, tales garantías no se pueden exigir cuando:
  1. La cuantía de la deuda es menor a 18.000 €.
  2. El deudor carece de bienes suficientes para realizar el embargo.
  3. La enajenación puede afectar la capacidad productiva o el nivel de empleo; en el caso de las empresas.

¿Cuándo se puede realizar el embargo?

La confiscación se puede dar bajo las siguientes condiciones:

  1. Cuando la deuda haya sido previamente saldada. Si se ha realizado el respectivo pago de forma efectiva, no será posible exigir una confiscación.
  2. Cuando la administración haya solicitado al deudor el cumplimiento voluntario de sus obligaciones.
  3. Cuando ambas partes hayan llegado a un acuerdo el cual no amerite de la intervención judicial.

Bienes embargables y no embargables

Si bien la administración del Estado tiene el derecho de embargar bienes a los deudores, es importante señalar que no es posible confiscar los todos.

Bienes embargables

Los bienes embargables según el artículo 1.911 del Código Civil de España;son aquellos con los que se puede responder en el presente y en el futuro. En efecto, al contraer la deuda,el ciudadano compromete artículos como casa, vehículo, pensión,entre otros.

Bienes inembargables

Por otra parte, la confiscación no puede llegar a bienes que comprometan:

  1. Mobiliario, artículos de la casa y prendas del deudor o de sus familiares. Como aquellos que sean de vital importancia para su supervivencia.
  2. Material académico (libros, cuadernos, etc) que sea de utilidad para que el deudor pueda ejercer su profesión. Esto considerando que el recurso no guarde relación con las razones por las cuales se contrajo la deuda.
  3. Artículos que se relacionen con el culto religioso.
  4. Sueldo o prestación menor al salario mínimo interprofesional que corresponde a 655’20 €.

Para evitar el embargo es indispensable ser responsable con las obligaciones financieras; y también  estar debidamente informado para evitar confusiones. 

Te dejamos un número de teléfono para que consultes con nuestro equipo de abogados especialistas en deudas. +34 (91) 9038494

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *